La uvas para la salud

Conviene, en general, a todos los que deseen mejorar su estado de salud, y especialmente en estos casos: Dieta recargada (rica en productos animales grasos) Artritismo y gota Hipertensión Exceso de colesterol en la sangre Enfermedades renales: litiasis renal, nefritis y nefrosis, insuficiencia renal Obesidad: a pesar de su riqueza en glúcidos, el contenido calórico de la uva es inferior a las 80 calorías por 100g Hemorroides Afecciones hepáticas crónicas: hepatitis, cirrosis, hipertensión portal Anemia, agotamiento físico Falta de rendimiento, astenia, estrés Una cura con uvas tiene un efecto depurativo, expulsativo y muy curativo, especialmente en enfermedades de los riñones e intestino, pobreza de sangre, palidez, escrofulosis, neurastenia, debilidad en general; es también un excelente medio curativo y contra la calcificación de las arterias, en su comienzo, y reumatismo. Tiene buen efecto en la obesidad, en este caso deben usarse uvas agrias. A los pobres de sangre se les recomienda especialmente las uvas negras. Para la cura deben ser usadas solamente uvas maduras y buenas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario